...Se pasean por aquí...

Entrada destacada

Cajón DeSastre

“Cajon DeSastre” es un blog construido con retales de sueños e hilvanado con múltiples  ficciones en el cual los personajes, a veces consti...

miércoles, 11 de mayo de 2016

YORKSHIRE

No supe cómo encarar aquella situación. ¿Teníamos a un verdadero psicópata en el bloque? Vieron subir al Yorkshire de la vecina del cuarto escaleras arriba y nadie, excepto yo, escuchó desde lo más profundo de su casa como el perro ladraba y acto seguido unos quejidos, a medio camino entre alarido-chillido, y ya nunca más nadie supo del perro.

Las noches consecutivas no pude dormir, cosa que se agravó cuando empecé a recibir notas- ¡Sé que lo sabes todo!- Debí de ir a comisaría aquella mañana, pero creí que se trataba de una broma pesada. Entonces recibí un paquete, en su interior, se encontraba el collar del perro y otra nota- Solo sé que no debes saber nada- El corazón se me puso a mil por hora, sentí como la adrenalina me recorría el cuerpo, como la piel se erizaba por el miedo y me quedé petrificada con el collar en la mano.   

Tenía tanto miedo a salir de casa que llamé a la policía para que acudieran. Cuando llegaron al abrir la puerta, los agentes se llevaron las manos a la cara- ¡Qué hedor!- dijo uno de ellos. El Yorkshire posaba desmembrado sobre la mesa de mi salón.   

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada