Corazón eres como un tren, de estación en estación, albergando amores pasajeros, pasiones efímeras y deseos distantes.
Un tren en el cual hoy queda un asiento vacío.

Comentarios