...Se pasean por aquí...

Entrada destacada

Cajón DeSastre

“Cajon DeSastre” es un blog construido con retales de sueños e hilvanado con múltiples  ficciones en el cual los personajes, a veces consti...

miércoles, 27 de mayo de 2009

MiradaDispersa(Retrato1)

Hace una pausa y queda mudamente pensativa tras el humo levantado por una profunda y larga calada a su pitillo. La cortina opaca formada por la humareda, hace que nuestras miradas se pierdan y sus ojos se posen en el resto del cigarro que cuidadosamente apaga, quedando inerte en el cenicero junto a otras colillas y una servilleta malavenida y arrugada...

...Y en ese silencio de nuestras miradas se pierden entre los ecos de numerosos ruídos, tales como: las tragaperras con sus cantinelas, la cucharilla chirriante en su café, la televisión retransmitiendo un partido de fútbol...Se confunden con nuestras ideas y van barajándose con las conversaciones propias de cada una de las otras mesas para formar un murmullo continuo...

...cuando poco a poco la bocanada de humo se dispersa, entre los bucles de su cabello se escurren unos grandes ojos fijos que se tornan tras localizar en su mente la idea y nuestras miradas se reecuentran para retomar la conversación que tras las tazas de café parece brotar vivazmente mediante las palabras.




Retal dedicado a G.

1 comentario:

  1. Algo rebuscado, (y lo digo yo) para representar el corte de plano en una quedada a tomar un café, no se si entre amantes o entre asesinos a sueldo, entre periodistas o simplemenete estudiantes... poetas de la inercia del tiempo... del apagado lujo de resumir un encuentro y alargar los "cigarros", elementos vivos en la inercia del quehacer cotidiano que como pequeños opresores destruyen cosas que no entendemos.
    Abrasadora mirada de tiernos sentimientos, que al amor de un café converje en nuestros momentos, momentos pletóricos, momentos adversos, momentos sensuales, momentos discretos, momentos escondidos, pero al fin y al cabo tiempo... ese eterno huidizo que se derrite entre nuestros dedos...
    La mirada quebrada... ese aroma a licor viejo, ideas pasadas de tiempos modernos, recubren las caras, se tapan los hilos, se esconden las pasiones y reviven los grillos... Gracias, yo estuve allí.

    ResponderEliminar